Friday, November 06, 2009

"Quien bien te quiere te hará llorar"

Desde que soy madre, y ya hace 18 años, sentía recelos conmigo misma por mi manera de ser con los niños, me preguntaba, estaré haciendo bien, no los llevaré muy tenso. No vayas a pensar que los maltrato o no los quiero, es simplemente que no soy ¨blandita¨, es decir el amor de madre no me ciega, los amo, pero los educo y en su momento les exijo para que cumplan con su deber: ESTUDIAR.
Hoy he sentido gran satisfacción por eso, estuve en la EVA, citada para una reunión de padres. Allí la secretaria docente dio una amplia explicación sobre el nuevo sistema de evaluación, para la Secundaria Básica extremadamente fuerte y exigente, principalmente para estos niños que estudian música, y del que estoy completamente de acuerdo como todos los padres allí presentes, ya que saldrán mejor preparados para lo que elijan estudiar cuando terminen el noveno grado, su interés ante el estudio tiene que ser superior a los de otras secundarias, además de estudiar las asignaturas de escolaridad tienen todas las de la especialidad, como son Solfeo, Historia de la Música, Piano, Teoría, Apreciación Musical, entre otras, el éxito de la carrera depende totalmente del interés que le tengan y la ayuda que nosotros los padres sepamos darles.
Entonces comprendí que siempre he cumplido con mi deber y obligación, si a los hijos no se les exige porque estudien y hagan lo que tienen que hacer desde pequeños, en el futuro cuando ya no estemos, quién los ayudará, quién los guiará, NADIE, entonces serán simplemente un parásito de la sociedad y estoy segura de que me echarán en cara el no haberles exigido en su momento.
De David, me dijeron lo mejor que podía escuchar, está muy bien en las asignaturas, es disciplinado, no es malcriado y sí muy respetuoso con los profesores y sus compañeros.
Y yo tan orgullosa como siempre de que me digan todo esto de él y por supuesto sé no es un ¨Santo¨ está en la adolescencia, etapa muy difícil de entender y llevar, y aunque no lo hago llorar ni sufrir, no lo dejo de la mano y guio constantemente y aunque Bolívar me reprocha en algún momento por mi actuar, yo no cambiaré, pues estoy segura de que le hago bien y más cuando sé que en una ocasión le dijo a una profesora “yo adoro a mi mamá”.

2 comments:

El sitio de Iris said...

Hola, Maryluly. Tú eres una excelente madre, conozco tus desvelos por lo más mínimo, cambios en las costumbres de la casa para priorizar el estudio de los muchachos y lo agradables que son. Tienes una linda familia. Siempre te lo digo. Tus hijos son bellos y eso se debe a la educación que le han dado sus padres. Nos vemos.

Marilú Hernández said...

Gracias mi niña por tu colaboración para mi tranquilidad espiritual, jaja.
Ustedes tienen una linda familia también, lo que tendrás más desvelos que yo, por lo que tendrá que estudiar Sofi con tantas vocaciones que tiene jaja...
Un beso para toda la fami