Friday, January 22, 2010

Vitiligo y yo


El vitíligo es una enfermedad degenerativa de la piel
en la que
los melanocitos (las células responsables de la pigmentación de la piel)
mueren ...


Tenía 12 años cuando descubrí algunas manchas en mi piel (piernas), al principio me preocupó mucho, pero poco a poco las fui olvidando y desaparecieron sin saber cómo ni cuándo.
Pasó algún tiempo (a los 18 años), después de haber asistido a un trabajo voluntario convocado por la UJC, Unión de Jóvenes Comunistas, de la que era miembro y haber disfrutado de la compañía de mis amigos, que en aquellos tiempos era un gozo estar todos juntos porque después del trabajo descargábamos y formábamos las fiestas sin pensar en Sol, horarios ni consecuencias…
Al otro día supe de la insolación que había cogido, mudé la piel en las zonas más expuestas, con el tiempo algunas volvieron a su color original, pero otras se quedaron bien blancas, al ver aquella situación fui a la consulta de dermatología, allí con el doctor Vicente, para mi sorpresa y tristeza convertida en depresión me informó “eso es vitiligo y puede que tenga cura, pero a largo tiempo”.
Me explicó que: “No se sabe cuál es la causa de esta enfermedad; sin embargo existe bastante evidencia de que las personas con vitiligo heredan tres genes que aumentan la posibilidad de perder el color o pigmento de la piel.
“Otra teoría apunta a que un acontecimiento determinado, tal como una quemadura de sol o el estrés emocional, puede causar el vitiligo. Sin embargo, aún no se ha comprobado que estos acontecimientos causen la enfermedad.”
Las manchas blancas en la piel son el síntoma principal del vitiligo, son más comunes en las áreas de la piel que están expuestas al sol. Las manchas pueden aparecer en las manos, los pies, los brazos, la cara, los labios y ojos.
Tuve la suerte de que en Cuba se experimentaba una medicina creada precisamente aquí, la Melagenina Plus, hecha con la placenta humana, me la recetó de inmediato, el tratamiento era dos o tres veces al día expuesta a los rayos solares a las 10.00am y 4.00pm, o de lo contrario con un bombillo infrarrojo, 15 minutos, cada vez que hiciera el tratamiento.
Pasé meses haciéndolo, y sí tuve resultados, algunas se pigmentaron completamente, otras comenzaban a reaccionar con los primeros síntomas, mas las que me interesaba cubrir nunca lo soporté. Realmente mi preocupación era y es, que todo mi cuerpo se fuera despigmentando poco a poco porque mis manchas por suerte y paradójicamente son en lugares donde puedo ocultarlas perfectamente con las prendas de vestir, mi castigo y sufrimiento, son unas que gracias al maquillaje puedo cubrir: OJOS, que como dije anteriormente no pude hacerlo, pues el producto siempre penetraba adentro del ojo y no debía, podía tener otras consecuencias.
Aunque aún no están determinadas las causas, yo estoy segura de que mi vitiligo es producto a la exposición al Sol y más aún al estrés, padezco mucho de él y me trae muchas consecuencias más, que trato de sobrellevar para evitarlo, aunque en ocasiones se hace imposible, soy muy ”luchona” con todo, principalmente con los problemas de mis hijos, que son los mismos de los demás de su edad, pero no lo puedo evitar.
Y con el resultado que tuve con la Melagenina puedo asegurar que sí cura el vitiligo, claro con mucha paciencia y tranquilidad espiritual.
Yo no seguí el tratamiento, por lo menos mientras pueda maquillarme lo evitaré, aunque tenga el trabajo de hacerlo los 365 días que tiene el año, y evitar que me vean, ese es mi mayor reto.
PD. Perdona que te muestre los ojos maquillados, y no como son, aún no tengo el valor…


5 comments:

El sitito de Iris said...

Hola, Maryluly. Ya sabes cómo trato de decirte que cojas algunas cosas con más calma, pero no sabía que tu estrés eran tan de antaño. Si no dices lo del vitiligo nadie fuera de casa se daría cuenta. Un besito y feliz fin de semana.

Marilú said...

Gracias amiga.

Besitos

El sitio de Iris said...

Hola, mariluly, no te veo... Espero que no estés en casa y estés descanso en algún lugar... pasa a recoger un Premio que tienes en mi blog. Besitos

Lucy said...

Hola!
Yo también sufro de esta enfermedad, e intento por todos los medios ocultar las manchas, tarea algo imposible a veces, pues tengo las manos bastante afectadas, las rodillas, pies, codos...
Esto me hace sentir más cohibida ante todos, me reprimo más y evito hacer cosas que si no tuviera vitíligo las haría.
También he iniciado un blog hace unos días en los que hablo de esta enfermedad.
Mucho ánimo por mi parte.
Un beso.

Unknown said...

Tengo 49 años y tuve Vitíligo desde los 11 a los 14 años,
hice tratamientos con trisolaren y 2 horas después exposición al so, y topicaciones x la noche, me cure totalmente, pero mi temor es que regrese. Vivo en Argentina y me trato el doctor Alejandro Cordero